El PCPE ante el 14 de Abril

 

En el aniversario de la II República luchemos por la República Socialista de carácter Confederal

 

La clase obrera, y otros sectores populares, enfrentaron las políticas del actual gobierno de la oligarquía realizando una importante jornada de lucha con ocasión de la huelga general el 29M. Ahora la lucha de la clase obrera continúa por la República Socialista de carácter Confederal, como expresión del proceso de acumulación de fuerzas, y de la acelerada agudización de las contradicciones dentro del sistema capitalista, que se debilita en la situación de crisis estructural que acrecienta, por días, la dificultad de los capitalistas para tratar de mantener el ciclo de reproducción ampliada del capital.

La clase obrera, y los sectores populares -ante la violencia brutal que desata la oligarquía para tratar de mantener su hegemonía-, comienzan a comprender que dentro del sistema capitalista ya no hay ningún recorrido para sus luchas por mejoras dentro del sistema político y económico hoy vigente en España.

 

La gestión de la crisis capitalista por el actual gobierno del PP –así como los anteriores del PSOE, y otros donde han participado las organizaciones reformistas- carga sobre la clase obrera todo el peso de la quiebra del sistema. En estos últimos años esos gobiernos han aumentado la edad de jubilación, han bajado los salarios, han encarecido brutalmente los productos de consumo básico, han privatizado la propiedad del pueblo, han participado en la guerra imperialista, han subido impuestos, etc., llevando a la mayoría social a un progresivo empobrecimiento y a una mayor explotación. Todo ello tiene su más reciente expresión en la última contrarreforma laboral. Casi seis millones de personas en paro, la mitad de la juventud sin empleo, una nueva generación con deficiencias en la alimentación infantil, cuatrocientas mil viviendas robadas por la banca, etc., son expresión de la violencia del sistema y de la incapacidad de la burguesía -y su sistema político- para resolver las necesidades del pueblo.

 

Por ello -ante un sistema históricamente agotado- la lucha hoy es por el desarrollo de una estrategia de acumulación de fuerzas, de articulación de la unidad combatiente de la clase obrera, para abrir camino hacia la revolución socialista y el comunismo. El Frente Obrero y Popular por el Socialismo constituye la propuesta de política de alianzas necesaria, donde confluirán la clase obrera y otros sectores populares articulados en múltiples estructuras organizativas: los Comités para la Unidad Obrera, los Comités para la Unidad Popular, las mujeres organizadas por su emancipación ante la opresión de género y el patriarcado, la juventud estudiantil y obrera duramente castigada por la situación de paro, pequeños productores expropiados y proletarizados por el capital monopolista, etc.

 

En el aniversario de la fecha simbólica que fue el 14 de abril de 1931, de proclamación de la II República, que constituyó entonces un adelanto histórico que fue brutalmente reprimido por las clases dominantes, en alianza con la Iglesia católica y los militares fascistas, proclamamos que hoy no queda ningún recorrido democrático dentro del capitalismo imperialista español, que nada puede esperar la clase obrera de este sistema violento y antisocial, y que hoy –ochenta y un años después- el objetivo es por una República Socialista de carácter Confederal, que representa la propuesta de cambio histórico en el que las clases dominantes serán derrotadas por la emergente nueva clase hegemónica -la clase obrera-, para entonces empezar en nuestro país el proceso de construcción de la sociedad socialista, con la salida del euro, de la UE y de la OTAN, con el libre ejercicio del derecho de autodeterminación de pueblos y naciones, con la socialización de la banca y de los grandes medios de producción.

 

Una República Socialista que terminará en este país con la etapa de la barbarie, e iniciará la era de la civilización. Una República Socialista en la que se hará honor a los cientos de miles de víctimas de la represión fascista contra la clase obrera, se rehabilitará su memoria, se anularán los juicios-farsa de los militares golpistas, y haremos de la memoria histórica de la II República, y de la heroica lucha contra el fascismo, elemento de identidad social de la nueva sociedad en construcción.

SÓLO LA PROPIEDAD SOCIAL RESOLVERÁ LAS NECESIDADES DEL PUEBLO TRABAJADOR

POR LA REPÚBLICA SOCIALISTA DE CARÁCTER CONFEDERAL

POR EL SOCIALISMO Y EL COMUNISMO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s